25 abr. 2014

PELEAS ENTRE RAMAS

Llevaba unos días dándole vueltas a la presentación fotográfica de los collares de primavera de la colección Land. Quería hacer una composición sencilla en la que destacasen las piezas pero con algún tipo de ornamentación. Quizás podía utilizar flores pequeñitas y rezar para que no quedara "rollo cuqui". Así que el sábado por la mañana salí de casa dispuesta a comprar las flores. Conseguí tres tipos diferentes que encajaban genial con lo que me rondaba por la cabeza. Una de ellas se llama paniculata y me la recomendó mi queridísima madre pero cuando llegué a la floristería no recordaba su nombre así que pedí amablemente una flor con bolitas blancas cuyo nombre termina en "lata"... Ramo perfecto. Por el camino pensé que podía pegar las flores en la pared con washi tape pero no había en ningún lado. Os prometo que no vivo en las quimbambas pero la washi tape todavía no ha llegado a mi pueblo, jaja. Ya se me ocurriría algo al llegar a casa.

Mi bola de pelo me estaba esperando en la puerta. Cuando atisbó las flores en mi mano comenzó a mover la cola con nerviosismo. Mi pensamiento: esta composición no me la fastidias porque las voy a pegar en la pared... 

Pero antes de pegarlas decidí hacer pruebas sobre una cartulina.Y zas! en el momento en el que apoyo el ramo en el suelo, una gata con adicción al verde, se va acercando poco a poco hasta conseguir un escondite secreto para su cabeza. 

Este es el proceso de investigación de León:








Verdad verdadera que las flores han sobrevivido estupendamente al ataque gatuno. 
Y este es mi proceso:











Reconozco que al principio me he agobiado un poco y casi tiro la toalla en cuanto empiezo a ver las ramas hacia todos los lados, el fiso despegándose, las bolitas de las flores desprendiéndose, arfffff, ... Piensas en los bonitos bodegones de producto que a menudo pineamos en Pinterest. A primera vista parecen sencillos pero noooooo, falso. La minimalista composición es en realidad fruto de un exhaustivo estudio de las formas, de la luz y por supuesto del ojo del fotógrafo. Así que tendremos que experimentar más. Ha sido divertido. 

Saludos y buen finde!






No hay comentarios: